¿Cuál ganará más juegos?

17-04-2009

Los dos llegaron a la docena de victorias el mismo día. Ambos tienen similares características: tiran duro, tienen coraje y compostura en el box, saben salir de situaciones complicadas, poseen aproximadamente la misma experiencia, con un año más a favor del pinareño. Yunieski Maya e Ismel Jiménez están abrazados en uno de los lideratos más importantes del béisbol, el de juegos ganados. ¿Quién será el que se lleve el título?
Tanto uno como el otro han hecho notables progresos de un año al otro. Maya fue hasta la temporada pasada un apagafuegos, más cerrador que relevista intermedio, con solo 73 innings trabajados, solo tres aperturas en 30 apariciones en el montículo y una relación entre ponches y bases por bolas de 2,46, la cual puede ser considerada de buena.
Este año su avance ha sido espectacular. Redujo el average de bateo de sus rivales en 48 puntos, el de carreras limpias en 1,41 y hasta el momento acumula 103 ponches y solo 29 boletos, es decir, Maya deja con la carabina al hombro a tres adversarios y fracción, 3,55 para ser exactos, por cada transferencia regalada.
Ismel no se queda detrás. Ya en el 2008 se convirtió en el "caballo de hierro" del mentor Juan Castro en los play off, con un par de éxitos en 32 innings lanzados y 1,13 de PCL.
Ahora, el derecho de la bella Trinidad ha superado su labor de la Serie 47, con 34 puntos menos de average rival, y una carrera limpia menos, aunque aún tiene que mejorar su relación entre ponches y bases, exactamente de dos estrucados por cada pase gratis en este momento.
Cinco Series Nacionales acumula Maya y cuatro Ismel. Ambos han tenido el suficiente sentido común para comprender en tan poco tiempo que el pitcheo no es tirar duro y nada mas, sino que es preciso trabajar las esquinas y cambiar la velocidad de los envíos para sacar de balance a los bateadores.
La etapa clasificatoria de la actual XLVIII Serie Nacional finalizará el domingo 3 de mayo. Si tanto Pinar como Sancti Spíritus mantienen a Maya y a Ismel en una rotación de cinco días, ambos trabajarían pasado mañana, Maya vs. el Habana e Ismel vs. Metropolitanos. Después, los rivales del vueltabajero pudieran ser Holguín y los Vaqueros habanistas de nuevo, mientras el espirituano tendría de hipotéticos adversarios a Camagüey y otra vez a los Metros.
Pero, no se deje guiar por los nombres de los equipos rivales. En el béisbol no hay enemigos pequeños. El reto, sin embargo, está planteado: ¿Maya o Ismel?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada